El artículo de hoy tiene mucho de actualidad, de recoger el momento y las noticias más importantes que están pasando en el sector. Bueno, en realidad, la noticia. Y es que Google, el Gran Hermano de la red, ha lanzado un buscador de vuelos, Google Flights, que pretende competir con las agencias, sobre todo las online, como bien comentan en Hosteltur. Es cierto que Google ya gestionaba este tipo de informaciones con un enfoque de agencia, negociando con intermediarios para posicionarlos adecuadamente en sus buscadores, pero el salto que ha dado, sobre todo desde la compra de ITA, supone un posicionamiento estratégico fuerte en el sector.

Las ventajas que tiene Google sobre las agencias son fundamentalmente dos. Por un lado el grueso de su facturación no viene del turismo, por lo que puede aguantar bastante tiempo con pérdidas en este segmento de negocio. Y por otro Google siempre ha actuado como buscador primario, es decir, el primer buscador que utiliza la mayoría de los viajeros y que le deriva a páginas más especializadas. La reflexión de Google es lógica: si un gran porcentaje de los viajeros que buscan vuelos (y en el futuro hoteles, ya verán) pasan primero por mi página, ¿por qué no retenerlos y así conseguir otra fuente de ingresos?

Muy posiblemente las agencias deberán mover ficha y tratar de revisar su modelo de negocio aportando un mayor valor a sus clientes. La línea de la especialización puede ser un buen camino. Lo que parece claro es que las agencias de intermediación hotelera deberían poner sus barbas a remojar y estar preparadas ante los posibles nuevos pasos de Google.